DESCUBRE LA SELECCIÓN DE NUESTROS PRODUCTOS

NUESTRO RÓTULO LO DICE: VINOS, QUESOS Y FIAMBRES

Desde que nuestro abuelo fundó su negocio, destacó por su magnífica selección de quesos y fiambres ibéricos. En los años 30, eran famosos sus viajes por la Península a la búsqueda de los mejores quesos para poder ofrecérselos a sus clientes. Muchos sabían que su regreso de Galicia significaba poder disfrutar del Arzúa más cremoso o que la llegada del invierno suponía la puesta en escena de los quesos manchegos curados en aceite de oliva virgen en nuestra cueva durante un año. Una orgía para el paladar exquisito.

Lo mismo ocurría con los ibéricos. Muy pocos lugares en Madrid disponían de la selección de jamones de bellota que Vicente González atesoraba. Durante todo el proceso de cría y curado se mantenía en contacto con sus proveedores en Huelva para traerlos a Madrid en el momento preciso de maduración.

Casa González siempre fue un templo para los penetrantes aromas asociados con el placer de comer. 

Valle-Inclán, fiel cliente de González en los años 30. Después vendrían muchos más por El Barrio de las Letras. Pincha aquí para conocerlos

Una anécdota famosa en casa es la referida a las visitas de Valle Inclán cuando, a mediados de los años 30, era presidente del Ateneo de Madrid. A nuestro abuelo siempre le gustaba recordar que le decía con voz grave y solemne: “González, prepáreme usted un queso del que no me olvide”. Después le seguirían muchas otras personalidades ilustres.

NUESTROS PRODUCTOS CON MAYOR ÉXITO

SUBSCRIPCIÓN

¿Quieres recibir nuestras recomendaciones en tu correo?